Compartir
Ildikó Enyedi, directora de On Body and Soul.

El film On Body and Soul, de Ildikó Enyedi, ganó el Oso de Oro de la 67 edición del Festival de Cine de Berlín, además de alzarse con el premio de la crítica especializada y del Jurado Ecuménico.

El filme de la directora húngara Enyedi narra una tierna e insólita historia de amor que se desarrolla en un matadero entre una joven fría, meticulosa, que repudia todo contacto físico, y el administrador, cuyo brazo está paralizado.

La 67 edición de la Berlinale contó con la proyección, fuera de competencia, de las películas argentinas Cuatreros, de Albertina Carri; El teatro de la desaparición, de Adrián Villar Rojas; Adiós entusiasmo, del colombiano radicado en Buenos Aires Vladimir Durán; y Primero enero, ópera prima de Darío Macambroni.

En cuanto a la competencia internacional, el jurado internacional presidido por Paul Verhoeven entregó el Oso de Plata a la francesa-sengalesa Felicite, de Alain Gomis; el Oso de Plata a Mejor Director al finlandés Aki Kaurismaki por The Other Side of Hope.

A su vez, el Oso de Plata a mejor actriz fue para la surcoreana Kim Minhee (On the Beach at Night Alone, de Hong Sang-soo) y el mismo reconocimiento, versión masculina, fue entregado al alemán Georg Friedrich (Hälle Nächte, de Thomas Arslan).

A su vez, en la categoría Mejor Guión se impusieron los chilenos Sebastián Lelio y Gonzalo Maza por Una Mujer Fantástica, del propio Lelio; como Mejor Documental se erigió Ghost Hunting), de Raed Andoni (Francia/Palestina/Suiza); mientas que en Ópera Prima hizo lo propio Estiu 1993, de la catalana Carla Simón.

El Oso de Oro a mejor Cortometraje fue para Ensueño en la pradera, de Esteban Arrangoiz (México) y el Oso de Plata para Cidade Pequena,de Diogo Costa (Portugal).

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta