Compartir

 

Julia Pesce retrata a su entorno cercano, en esta película bella y profunda. La familia de Pesce está compuesta por mujeres a quienes sigue a través de un año donde el ciclo de la vida se desarrolla de manera firme y amorosa; las muertes, los crecimientos, los desarrollos, el nacimiento forman la redondez de la vida que espiralea en la película. Un documental que se ficcionaliza en el borde de las imágenes que muestran solo aquello que es necesario. Nosotras – Ellas se juega en el fuera de campo constante; los hombres no aparecen, a veces sus voces; reafirmando el matriarcado en el que se erige un conjunto de mujeres que fundamentalmente con sus cuerpos le hacen frente a lo cotidiano de la vida.

Julia Pesce se desdobla en sus espacios de integrante de la familia y directora, y logra distanciarse de lo que ve y de lo que vive sin apabullar a sus personajes y a la vez sin dejarlos a la deriva; de esta manera logra la distancia justa donde el gesto amoroso y comprensivo se conjuga en ese Nosotras y ellas del título. Se incluye y a la vez se mira desde afuera, incluye a sus mujeres y a la vez toma distancia de ellas para retratarlas de manera sensible y a la vez concreta. Las rescata y las observa, las justifica y las muestra. Sus mujeres son su tradición y a la vez su futuro, su estructura. La casa familiar también es un personaje en la película que alberga a esas mujeres donde conviven con un gato, con la fuerza de la naturaleza, con las sombras de huellas pasadas. La puesta en escena también es distanciada y a la vez cercana, las sombras sobre las ventanas, los cuerpos metonímicamente recortados, los desnudos de esos cuerpos ya ancianos y de los otros, esos que dan a luz, los pasillos que dejan ver la luz sobre el final forman parte de lo que Pesce cuenta con pocas palabras. Estos elementos sitúan a la película en el puro presente, tan inasible y a la vez trabaja en una línea de tiempo que se hace cargo de las elipsis de manera respetuosa.

Las escenas más bellas, estéticamente, son aquellas en las que las mujeres se bañan en el rio o conversan en la cocina o hablan por skype. Los cuerpos son protagonistas de esta historia, incluso con sus recortes; esos fragmentos de cuerpos: brazos, cabellos, piernas a veces no tienen identidad, será porque el cuerpo de las mujeres es uno y a la vez el de todas. Esas tías, esas madres, esas sobrinas, esas hijas son un solo cuerpo social y a la vez individual; el cuerpo de lo femenino, con sus decisiones, sus encantos y sus compromisos.

NOSOTROS/ELLAS
Nosotras/Ellas. Argentina, 2016. Dirección, guión y cámara: Julia Pesce. Edición: Lucía Torres. Sonido: Federico Disandro. Duración: 65 minutos. 

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here