Compartir

La emblemática sala Leopoldo Lugones del Teatro General San Martín celebró sus 50 años con la proyección de una copia restaurada del clásico La pasión de Juana de Arco (1928), del cineasta danés Carl Theodor Dreyer, la misma película con la que este espacio comenzó sus actividades en 1967, que en esta ocasión fue exhibida con el acompañamiento de música en vivo interpretada por Marcelo Katz.

Con la presencia del vicepresidente del Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales, Fernando Enrique Juan Lima, el programador de la sala, el crítico Luciano Monteagudo, y autoridades de la Cinemateca Argentina, los festejos se desarrollaron previamente en el hall de entrada de la sala ubicada en el décimo piso de la avenida Corrientes 1530.

La versión recientemente restaurada de La pasión de Juana de Arco fue enviada especialmente desde París por el Instituto Francés y fue exhibida con el acompañamiento musical en vivo de Marcelo Katz, que interpretó piano, sonidos procesados, voz procesada y sintetizadores, contó con la colaboración de Rocío Iturralde Sadoly en la voz en off.

Nutrida por el acervo cinematográfico de la Cinemateca Argentina, la sala Leopoldo Lugones presenta desde 1967 ciclos de revisión y difusión del mejor cine mundial, desde sus orígenes hasta la actualidad, y desde su reciente reinauguración incorporó un equipo de proyección DCP -el estándar digital actual- a sus tradicionales exhibiciones en 35 y 16 milímetros.

Los grandes maestros del cine fueron siempre invitados de honor en la Lugones, que en sus 50años de labor les rindió homenaje permanentemente con retrospectivas muchas veces completas, realizadas en colaboración con los principales organismos culturales y cinematográficos de todo el mundo como la Cinémathèque Française, The Japan Foundation, el Museum of Modern Art (MoMA) de Nueva York y el Filmmuseum Berlin-Deutsche Kinemathek, entre otros.

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here