Paterson es un relato bello y sutil acerca del amor, de la rutina, de la cotidianeidad, pero también de los sueños postergados, de los deseos inconfesables, de la realidad circundante. Sobresale, esencialmente porque carece de explicaciones psicológicas y /o sociales, el relato es sencillo y dice lo que dice sin explicaciones.

Paterson es el nombre del protagonista y a la vez es el nombre de la ciudad que habita y a la vez es el nombre de un libro. Lúdica y emotiva, la película fluye sin sobresaltos narrando día a día, a través de una semana, las actividades rutinarias de la pareja que conforman Paterson, conductor de un colectivo y su mujer, un ama de casa tan soñadora como encantadora y un bulldog que es tan protagonista como sus mismísimos dueños. Este trio vive en una especie de “burbuja” donde el amor, los buenos tratos y la amabilidad están presentes. A veces, algunos amigos de Paterson cuentan fragmentos de relatos de sus caóticas vidas, como su compañero de trabajo o Jarmusch deja entrar en su relato personajes que cuentan sus historias de amor, a veces un poco tormentosas pero siempre con una pátina de afecto. De este modo, con esos microrelatos, la realidad externa se cuela en el universo Paterson, mostrando otras formas del amor.

La puesta en escena es tan sencilla como la historia, el seguimiento constante de la rutina de Paterson hace que la película transite la ciudad siempre por los mismos lados, con una luz cálida y sombría a la vez.

Sobresale Marvin, el perro de la familia, un bulldog mas bueno que Lassie que pone sus toques de humor a la historia de Paterson, haciendo las cosas que hacen los perros, travesuras. Es Marvin quien le da a la historia de esta pareja un giro, haciendo que Paterson tenga que volver a creer.

Una rara historia para el universo de las películas de Jim Jarmusch, el amor, la esperanza, la cotidianeidad hace que sea una historia extraña de contar en este presente tan convulsionado, tan vacío de ideales, tan descreído de sencillez. Si, se puede contar el amor todavía, por suerte.

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here