La secuela de El club de las madres rebeldes presenta una historia en la que las afamadas amigas son sorprendidas por la llegada de sus peculiares madres a los festejos de Navidad. Cada una con sus tics y tocs no son del todo bienvenidas en cada uno de los hogares. Al parecer esta navidad va a ser totalmente distinta para todos.

Con un elenco estelar liderado por la siempre versátil Susan Sarandon, cada uno de los personajes logra traspasar la pantalla generando momentos de emoción, pero, sobre todo, grandes pasos de comedia que con gran astucia recrean arquetipos visuales propios de géneros consagrados como el western y la comedia romántica.

Esta vez la misión de Kiki (Kristen Bell), Carla (Kathryn Hahn) y Ami (Mila Kunis), además de sobrevivir a la presencia inesperada de sus madres, es la de salvar la navidad. Cansadas de ser siempre las que tienen que ocuparse de los agotadores e inalcanzables preparativos navideños, deciden rebelarse y hacer de esta temporada una secuencia desopilante de actividades fuera de lo común. Así entre camas saltarinas, una batalla de quemados y una borrachera en el shopping, las fiestas están empezando a entusiasmar a las tres amigas al borde del colapso.

La navidad de las madres rebeldes es una buena opción para disfrutar de la previa navideña junto a la familia y reflexionar acerca de la importancia de estar rodeados de afectos sin importar el contexto, su forma de ser o, inclusive, su pasado.

LA NAVIDAD DE LAS MADRES REBELDES
A Bad Moms Christmas. Estados Unidos/China, 2017.
Dirección y guión: Jon Lucas y Scott Moore. Intérpretes: Mila Kunis, Kristen Bell, Kathryn Hahn, Christine Baranski, Susan Sarandon, Cheryl Hines, Jay Hernández, Justin Hartley, Peter Gallagher, Emjay Anthony. Producción: Suzanne Todd. Distribuidora: Diamond Films. Duración: 104 minutos.

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here