Compartir

Desde el 12 el Museo Nacional de Bellas Artes exhibirá la obra del artista argentino Carlos Alonso en el Pabellón de exposiciones temporarias.

Comprometida con la realidad política y social, su producción recorre las últimas décadas de la historia argentina. En sus trabajos, Alonso –discípulo de Ramón Gómez Cornet y de Lino Enea Spilimbergo– abordó diferentes técnicas, como el óleo, la acuarela, el dibujo y el grabado.

Esta exposición propone una mirada retrospectiva que buscará establecer relaciones entre los elementos formales, conceptuales y temáticos que aparecen, de modo constante, en la estética de Alonso.

La muestra se desarrolla a partir de dos ejes temáticos: Pintura y tradición, comprende los collage de la serie Blanco y negro y las pinturas que citan y rinden homenaje a sus maestros y a grandes artistas de la historia del arte, como las series dedicadas a Lino E. Spilimbergo y Vicent van Gogh. Y, Realidad y memoria, incluye las que reflexionan sobre nuestra historia reciente, comprometidas con lo social y lo político, como las series dedicadas a La muerte del Che Guevara. Además, la reconstrucción de la instalación Manos anónimas, ocupará el espacio central de la exposición.

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here