Tomando como referencia la leyenda de la Loba capitolina (Lupa capitolina en italiano) transformada en la famosa escultura de la loba que amamanta a Rómulo y Remo y los salva del abandono que han tenido, el tercer documental de la realizadora Marina Zeising (HabitaresLantéc Chaná) parte de esa imagen de instintivo maternal, que da nombre al título, para introducirse en una búsqueda muy personal hacia el significado de la maternidad, en un contexto de cambios socio culturales impulsados por los movimientos feministas en el mundo. 

Entre el documental interpretativo y de narración personalizada, la voz en offde Zeising guía el relato mientras las imágenes la van interpelando en relación a varios temas que se enlazan: la familia, el ser madre, el amor, la pareja y el rol de la mujer en la sociedad actual. A través de los viajes y este movimiento constante de búsqueda, primero a Italia donde investiga el lugar de la mujer en relación al patriarcado italiano, y luego a Noruega, de donde proviene su familia, vinculándola especialmente con su madre y abuelos, va registrando el espacio otorgado a la maternidad, se informa de la legislación vigente y extrae de sus raíces ancestrales la posibilidad de armar algo en relación a sus miedos y deseos. En Argentina, terminará de definir la dirección que tomarán sus actos a través especialistas en el tema, talleres, amigas e imágenes de archivo sobre la temática. 

“La elección de la temática “Maternidad” con perspectiva de género, se dispara a partir de ciertas adversidades personales que me sucedieron hace unos años, comenta la realizadora. Estos hechos me develaron el deseo latente de ser madre, pero al mismo tiempo me enfrentaron a mi profundo pánico al embarazo”.

El tratamiento narrativo sobre los cambios de paradigmas en relación al género, y la militancia actual, temas interesantes y complejos que se hacen presentes, terminan quedando en un segundo plano, más bien sirven sólo de contexto, porque el objetivo se orienta (casi exclusivamente) al autodescubrimiento introspectivo, de corte empírico. 

La lupa apela al discurso autorreferencial, donde además de servir como un medio y vehículo catártico para Zeising, el espectador es testigo de la construcción del documental que vemos hacerse. En ese terreno, se acompaña la evolución interna de la realizadora, en relación a sus prejuicios, ideas y anhelos sobre su completud como mujer. 

LA LUPA 
La Lupa. Argentina, 2018. 
Dirección, guion y producción: Marina Zeising.Sonido directo: Carolina Sandoval. Dirección de Fotografía: Marina Zeising. Cámara:Marina Zeising,Leonel Oazis Scioli. Montaje:Marina Zeising. Voz en off: Marina Zeising. Música:Agostina Elzegbe. Duración: 88 minutos.

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here