"Nuestras madres".

El relizador guatemalteco César Díaz ganó el premio “Roberto Rossellini” al mejor director en la tercera edición del Festival de cine de Pingyao, China, (PYIFF por sus siglas en inglés) por su película Nuestras madres, una de las cintas latinoamericanas más destacadas del año.

La película cuenta la historia de un antropólogo forense que busca a su padre desaparecido durante la guerra civil en el país centroamericano.

Según su director, el filme retrata “la memoria histórica de las víctimas de las masacres en Guatemala y la reconciliación del país”.

El jurado del pujante certamen chino -que busca tender puentes entre el cine asiático y el occidental- tiene como responsable al ex director de Venecia, Marco Müller, concedió uno de los tres principales premios de su palmarés al realizador centroamericano que compitió en Pingyao con su ópera prima.

El director y su película saltaron a la fama en mayo pasado al ganar la Cámara de Oro del pasado festival internacional de cine de Cannes, que reconoce a la mejor ópera prima de entre todas las secciones del certamen más importante del mundo.

Durante el certamen de la Costa Azul, Díaz recibió además el premio de la Sociedad de Autores francesa (SACD) en el palmarés de la Semana de la Crítica, sección concebida para revelar a los nuevos talentos, en lo que se ha convertido el director que hasta el momento había realizado dos documentales y la edición de películas de su compatriota Jayro Bustamante.

La cinta brasileña A febre, recientemente premiada en el Festival de cine latinoamericano de Biarritz, repitió en Pingyao el galardón que recibió en el certamen vascofrancés al obtener también en el festival asiático el premio a la mejor película.

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here