Compartir

Durante el primer cuatrimestre del año, se perdieron más de 5 millones de entradas en los cines argentinos a partir de las restricciones sanitarias impuestas para mitigar la expansión de contagios de coronavirus, un desplome interanual del 37, 6 por ciento de la taquilla, seg{un un informe difundido de la consultora Ultracine.

Durante enero, febrero, marzo y abril de este año se vendieron 8.635.317 entradas, un desplome interanual del 37,6 por ciento respecto del primer cuatrimestre de 2019, en el que se habían cortado 13.717.244 tickets.

Lo cierto es que sólo durante enero y febrero los cines funcionaron en plenitud, ya que desde el 12 de marzo comenzaron las restricciones a la exhibición.

La actividad se restringió más el 16 de marzo, con un decreto de necesidad y urgencia que prohibió los espectáculos públicos masivos y se canceló por completo con el inicio del aislamiento social preventivo y obligadorio iniciado el 20 de marzo.

El año había iniciado con buenas señales para el sector, ya que en enero se había registrado una suba interanual de 1,49 por ciento en la comparativa con enero de 2019, mientras que febrero había sido aún mejor, ya que la comparación con los ingresos por venta de entradas de febrero de 2019 se vio un alza del 42,77 por ciento.

Hasta el comienzo de la cuarentena el estreno más taquillero había sido Frozen 2, que llegó a los cines el 2 de enero y vendió 2.082.007 entradas.

La sigue de cerca la película argentina El robo del siglo, protagonizada por Guillermo Francella y Diego Peretti de Warner Bros. estrenó el 16 de enero y alcanzó a vender 2.027.552 entradas.

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here