"Spaceballs", la parodia definitiva de "Star Wars".

Spaceballs, de Mel Brooks (1987)

La saga de Star Wars había terminado y nadie sospechaba todo lo que vendría aún en el mundo de los Skywalkers. Mel Brooks tomó lo que había hecho hasta ese momento George Lucas y parodió todo el relato ayudado por John Candy, Bill Pullman, Rick Moranis y hasta el mismísimo John Hurt que se prestó para una parodia de sus escena más famosa en Alien, para que no solo la saga de Star Wars fuera blanco de las bromas de Mel y sus muchachos?
Disponible aquí

Las angustias del Dr. Mel Brooks, de Mel Brooks (1978)

Una vez que la terminó, Brooks le mostró esta película al mismísimo Alfred Hitchcock y el maestro del suspenso la aprobó. Todos los clichés de los clásicos del suspenso bajo la cámara del director neoyorquino y sus guionistas, que construyen un relato que es una fiesta de gags.
Disponible aquí

La loca historia del mundo, de Mel Brooks (1981)

Desde la tablas de la ley de Moises hasta la revolución francesa, pasando por el imperio romano y la inquisición, todo parece ser factible de ser satirizado cuando cae en las manos de Mel Brooks. Una película con gags y números musicales que quedaron en la historia.
Disponible aquí

Locuras en el Oeste, de Mel Brooks (1974)

En 1969 Mel Brooks ganó el Oscar a guión original por The Producers y en 1974 se despachó con dos películas que resultaron ser clásicos del humor. El joven Frankenstein (abajo nos ocupamos de ella) y Locuras en el Oeste, en donde Gene Wilder es un tirador legendario pero retirado que llega a un pueblo. Allí hay un gobernador corrupto (Mel Brooks), hay un malvado de pacotilla (Harvey Korman) y una bomba sexual (Madeline Kahn). La parodia final del western, un género que en ese momento parecía haberlo dado todo.
Disponible aquí

El joven Frankenstein, de Mel Brooks (1974)

El nieto del Dr. Frankestein reniega de su apellido y de su abuelo, pero resulta que cuando hereda el castillo y la biblioteca se mete a tratar de darle vida a la materia muerta. Gene Wilder es el nuevo demiurgo, Marty Feldman es Igor, Terri Gar la inocente Inga y curiosamente aparece Gene Hackman, en una participación especial. Nunca, pero nunca, pasa de moda.
Disponible aquí

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here