Cuatro proyectos argentinos y en coproducción en busca de financiación ganaron en el apartado de Industria de la 68 edición del Festival de San Sebastián, España.

Pobres pibes, de Benjamin Naishtat -ganador de la Concha de Plata del festival español en 2018 con Rojo-, se alzó con el IX premio del Foro de Coproducción Europa-América Latina dotado de 10.000 euros, que servirán para terminar con su película, una adaptación de “Los siete locos”, de Roberto Arlt.

Los galardones para la legión argentina sumaron también el premio Eurimages de 20.000 euros al Desarrollo de Coproducción, que fue para El repartidor está en camino, de Martín Rejtman.

En tanto los dos WIP Latam con un premio de 30.000 euros fueron para proyectos con participación argentina: El empleado y el patrón (Uruguay, Argentina, Brasil y Francia) de Manuel Nieto, y Piedra noche (Argentina, Chile), de Ivan Fund.

Los anuncios de los ganadores de la Industria se realizaron en el Kursaal (sede central del festival) con los premiados conectados vía satélite ante la imposibilidad de la mayoría de ellos de desplazarse a San Sebastián.

Por su parte, el director turco Selman Nacar obtuvo los WIP (Work In Progress) Europa y Europa de la Industria con la opera prima Iki Afak Arasinda (Between Two Dawns), que de esta manera se hizo con 30.000 euros para la postproducción de la película hasta un DCP subtitulado en inglés de distribución en España.

El premio de la Industria a la postproducción fue para La misteriosa mirada del flamenco, el debut del realizador chileno Diego Céspedes y ¿Quién mató a Narciso?, del paraguayo Marcelo Martinessi (Las herederas) ganó el premio Dale! (Desarrollo América Latina-Europa), dotado con 20.000 euros.

Por último, El día de mi bestia, coproducción franco-colombiana de Camila Beltrán, se llevó 6.000 euros del premio Artekino International Prize.

Edición de video: Juan Manuel Marinaro

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here