"Sweetie, you won’t believe it" de Ernar Nurgaliev, la película de apertura del Bars 2020.

La 21° edición del Festival de Cine Buenos Aires Rojo Sangre (Bars), que se realizará entre el 3 y el 13 de diciembre, tendrá una edición plenamente virtual, pero no por ello menos cargada de terror, fantasía y el mejor cine bizarro del mundo.

Tomando el desafío de programar un festival independiente y autogestivo, en contexto de pandemia, la gente de Bars no se achicó y logro una programación tan amplia y seductora tal y como nos tienen acostumbrados. La ausencia de las salas será una realidad, pero la diversidad y atractivo de las propuestas cinematográficas, talleres y charlas confluyen en una 21° Edición que no tendrá nada que envidiarle a las anteriores.

Todas las películas estarán disponibles de manera gratuita (con restricciones de horarios sujetos a programación) para toda la Argentina en las plataformas Flixxo (la aplicación está disponible en Google Play Store, Apple App Store), Contar y el canal de Youtube del Bars. Desde el sitio del festival se puede acceder a toda la programación, que contempla categorías de competencia de largometrajes y cortometrajes. Algunas de ellas son la Competencia Internacional de Largometraje, Competencia Bars-Contar y la predilecta, Competencia Bizarra.

Destacamos, de la diversa programación, algunas perlitas para tener muy en cuenta. Desde Kazajistán llega la sangrienta comedia Sweetie, you won’t believe it (2020), que da comienzo a esta edición del Bars, con todo el humor y sangre que necesitamos ver en pantalla.

Si queremos seguir, desde el humor, acercándonos a propuestas tan escandalosas como atractivas no hay que dejar de ver Sky sharks (2020). Unificando el basto y creciente público de propuestas como (la magnífica) Iron Sky (2012) o Dead Snow (2009), con una pizca sutil de Sharknado (2013). Ambientación espacial, armas militares estrambóticas y el mejor revisionismo histórico posible. Manteniéndonos en sintonía desde Hungría, Comrade Drakulich (2019) es una propuesta visual sumamente atractiva y cuidada. Se construye un relato que transcurre durante la Guerra Fría, una historia donde confluyen tanto investigadores como vampiros (sin dudas dará que hablar).

Las producciones nacionales no se quedan atrás, una chance más para volver a sumergirnos en Historia de lo oculto (2020) de Cristián Ponce, quien recientemente ganó el premio a Mejor Ópera Prima Latinoamericana en Competencia del Festival Internacional de Cine de Mar del Plata. Otra joya que se las trae es el film colaborativo argentino-neozelandés, The 100 Candles Game (2020), entre sus destacados directores encontramos al ya consagrado y habitué de Bars, Nicolás Onetti. Esta entrega, como su anterior A Night of Horror: Nightmare Radio (2019), constituye una historia principal construida a partir de cortos donde diversos directores y actores se lucen en puestas muy fieles al género. Sin dudas una propuesta que se consolida, con cada uno de los festivales, y plantea formas desafiantes al mercado de distribución imperante.

Fuera de las competencias, y para seguir diversificando la propuesta, la sección Invasión Japón explota de delirio con el film colectivo Tetsudon! We Are! (2020). Como si fuera poco los amantes de las Idols y el cine de acción podrán degustar de Idol Sniper NEO (2018) que se las trae derrochando pólvora y sensualidad. En simultaneo, esta edición se da el lujo de tener como invitado especial a Lloyd Kaufman, en ocasión de la presentación en el festival de su última película #ShakespearesShitstorm (2020). Se encuentra programada una entrevista publica y gratuita con este genial realizador de culto y padre de la amada y reconocida The Toxic Avenger (1984), entre otras películas.

Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here