Estreno en salas.

Hay proyectos tan grandiosos que terminan no entrando en ningún lado. Después de toda la Fase 3 que abarcó una veintena de películas y su cierre, que fueron dos películas que se transformaron en eventos que iban más allá de lo cinematográfico. Todo lo que vino fue poco y todo es comparado con aquellas películas que marcaron el final de The Avengers pero por fuera de ese canon tradicional se estaba preparando algo diferente. ¿Cuán diferente? Ficharon a Chloe Zhao la directora ganadora del Oscar por Nomaland. es decir la productora de las franquicias que más facturan  contrató una directora que es alguien con una mirada más personal y que hace “cine de autor”.

La historia de los cómic dice que durante años Stan Lee y Jack Kirby fueron socios en, tardaron años hasta establecerse y en el camino eran apaleados por su principal competidor. Kirby era un ilustrador extraordinario y Stan Lee un líder creativo y en algún momento Kirby se fue a DC, la competidora directa de Marvel, para hacer otras cosas y cuando volvió la empresa que había ayudado a crecer fue para desarrollar algo nuevo. Ubíquense en 1975, Los Eternals fueron el regreso de Kirby a Marvel, una historia de semi dioses creados por un ser superior que además creó otros seres Los Desviantes que iban a atacar a la humanidad. Todo el asunto abarcó varios números pero en 1978 se cortó.

Volvamos al mundo del cine donde hoy Marvel forma parte de Disney y tiene varias décadas de historietas listas para ser llevadas al cine. El problema es que elegir y cuál el tono a elegir para hacerlo. Kevin Feige, que es el que decide lo que se hace en el MCU eligió una directora de prestigio, le consiguió varios guionistas y contrató un elenco sorprendente en su amplitud (y su costo) para poner en el cine a Eternals.

Diez protagonistas que son seres creados por un ser superior que están desde el comienzo de los tiempos entre los humanos luchando contra Los Desviantes y que cuando ganaron decidieron dispersarse y desde ese momento no se han vuelto a juntar. Pero se quedaron viviendo en la Tierra y vieron a los humanos desarrollarse sin intervenir para nada. Tal fue la obediencia de los Eternals a sus órdenes que ni siquiera impidieron el chasquido de Thanos. Cuando empieza la película, después de explicarnos todo esto nos dicen que ahora sí, que ha llegado el turno de que los Eternals actúen. Para eso hay que reunirlos a eso se dedica la película durante un largo tramo, vastos minutos del relato se usan para presentarnos a los protagonistas y contarnos qué es lo que cada uno de ellos piensa después de haberse pasado toda la vida en la tierra y acá viene una idea interesante: el equipo no está unido. Las distintas ideas que han desarrollado hacen que les cueste volver a trabajar juntos como lo hicieron para acabar con los desviantes la primera vez.

Llegados a este punto ya no vamos a contar más, nada para que el espectador que quiera entrar en ese mamotreto que nos trajo Marvel lo haga tranquilo pero teniendo en cuenta que es la película más rara del estudio, la película se aleja del tono que hace de esas producciones las favoritas de muchos. Los protagonistas no son superhéroes, son semidioses que descubren su verdadera misión y como corresponde a toda buena mitología, estos semidioses tienen un montón de defectos y contradicciones.

Se supone que Eternals es una película de muchas primeras veces en Marvel, dicen que hay sexo, dicen que hay personajes no binarios, incluso a uno de los protagonistas que es sordomudo en la historieta original que ha sido cambiado y es una mujer sordomuda. Todo eso es cierto pero no agrega nada y la diversidad que se ve en pantalla y de la que se quejan mucho es apenas un dato, los que se molestan por eso se molestan por la diversidad no por la película, el problema de la película es que pasadas dos horas apenas está terminando de presentar algunos personajes. Otro problema de la película es el alivio cómico, al fin y al cabo hasta una directora de cine de autor tiene que aceptar el estilo de Marvel, ese alivio cómico no es funcional al relato y ni siquiera funcionan sus chistes.

¿Es mala Eternals? se preguntará el que está leyendo esto y pasó por encima de la calificación numérica y la respuesta es que no se puede decir que sea mala porque los actores están muy bien, porque Cloe Zhao sabe donde poner la cámara para filmar bellos atardeceres y porque en algunos momentos de sus más de dos horas y media algunas cosas funcionan. El problema es que a muchos lo que pasa en la pantalla llega un punto en que les da lo mismo, porque no les da más la cabeza de tanto bicho, tantas historias y tanta belleza en pantalla.

ETERNALS
Eternals. Estados Unidos, 2021.
Dirección: Chloé Zhao. Intérpretes: Gemma Chan, Richard Madden, Angelina Jolie, Kumail Nanjiani, Salma Hayek, Brian Tyree Henry, Barry Keoghan, Don Lee, Lauren Ridloff y Lia McHugh. Guion: Chloé Zhao, Patrick Burleigh, Ryan Firpo y Kaz Firpo, basado en el cómic de Marvel de Jack Kirby. Fotografía: Ben Davis. Edición: Dylan Tichenor y Craig Wood. Música: Ramin Djawadi. Distribuidora: Disney. Duración: 157 minutos. Apta para mayores de 13 años.  

Compartir